Filtro de agua de ósmosis inversa

La popularidad del agua de ósmosis inversa ha ido creciendo constantemente desde que se introdujo por primera vez como un sistema de purificación de agua en el hogar, en la década de 1970.

Filtro de agua de ósmosis inversa

Además, el tipo de tratamiento más utilizado en las fabricas de agua embotellada suele la ósmosis inversa.

El método de purificación de agua por ósmosis inversa implica forzar el agua a través de una membrana semi-permeable, que filtra un número selecto de contaminantes del agua, dependiendo del tamaño de los contaminantes.

En general, si los contaminantes son más grandes en tamaño que las moléculas de agua, los contaminantes se filtran. Si los contaminantes son más pequeños de lo que el filtro puede atrapar, permanecerán en el agua potable.

Ventajas de los filtros de agua de ósmosis inversa

Hace muchos años, se bebía casi exclusivamente agua de ósmosis inversa, en la creencia de que era la mejor agua potable. Sin embargo, desde entonces se ha descubierto que las desventajas para la salud son mayores que las ventajas.

La principal ventaja para la salud del agua filtrada por ósmosis inversa sobre el agua del grifo es que el sistema de ósmosis inversa elimina algunos contaminantes insalubres.

Un buen sistema de ósmosis inversa puede eliminar contaminantes tales como el arsénico, nitratos, sodio, cobre y plomo, algunos productos químicos orgánicos y el fluoruro de aditivo municipal.

Desventajas de los filtros de agua de ósmosis inversa

Es posible que te interese saber que la ósmosis inversa en realidad se desarrolló como un método de tratamiento de agua hace más de 40 años. El proceso se utilizaba principalmente para la desalinización del agua.

Las siguientes son tres de las principales desventajas de beber agua filtrada por ósmosis inversa:

Desmineralización del agua

Como la mayoría de partículas minerales (incluyendo el sodio, calcio, magnesio, magnesio y hierro) son más grandes que las moléculas de agua, se eliminan por la membrana semi-permeable del sistema de ósmosis inversa.

Aunque puedes encontrar alguna información contradictoria acerca de los beneficios del agua de ósmosis inversa, muchos profesionales de la salud están convencidos de que el consumo de agua desmineralizada no es saludable.

La Organización Mundial de la Salud llevó a cabo un estudio que reveló algunos de los riesgos para la salud asociados con el consumo de agua desmineralizada.

Sólo algunos de los riesgos incluyen problemas gastrointestinales, problemas en la densidad ósea y en las articulaciones y la enfermedad cardiovascular.

La extracción de los minerales de origen natural también deja un sabor al agua. Por tanto, muchas personas tienen que añadir minerales líquidos a su agua de ósmosis inversa para mejorar el sabor.

Acidez del agua

Una de las principales razones por la que la ósmosis inversa no es saludable es porque la eliminación de los minerales hace que el agua se vuelva ácida (a menudo muy por debajo de 7.0 pH). Beber agua ácida no te ayudará a mantener un equilibrio saludable en el pH en la sangre, que debe ser ligeramente alcalino.

Filtro de agua por ósmosis

Dependiendo de la fuente de agua y tipo de sistema utilizado de ósmosis inversa, el pH del agua puede oscilar entre 3,0 pH (muy ácido) y 7,0 pH (neutro). La mayoría de sistemas ofrecen un intervalo de entre 5,0 y 6,0 pH. Si el sistema de ósmosis inversa tiene un elemento de remineralización añadido se puede obtener un agua con un pH de 7,0.

En la salud natural y las comunidades médicas, la acidosis en el cuerpo es considerada como una causa subyacente de la mayoría de las enfermedades degenerativas.

De hecho, en 1931, el Dr. Otto Warburg ganó el Premio Nobel por descubrir la causa del cáncer. En esencia, dijo que fue causado por la falta de oxigenación celular debido a la acidosis en el cuerpo.

La investigación médica también ha determinado que el consumo de agua ácida (así como otras bebidas ácidas) a menudo causa un desequilibrio mineral en el cuerpo.

De acuerdo con el estudio de la OMS, el agua con bajo contenido en minerales aumenta un 20% la diuresis (la producción de orina en los riñones) y aumenta notablemente la eliminación de iones de sodio, potasio, cloruro, calcio y magnesio del cuerpo.

No se eliminan algunos contaminantes críticos

Mientras que la ósmosis inversa es eficaz para eliminar una variedad de contaminantes en el agua, la membrana de ósmosis inversa por sí sola no elimina químicos orgánicos volátiles, el cloro y las cloraminas, fármacos y una serie de otros productos químicos sintéticos que se encuentran en el agua municipal.

Sin embargo, algunos sistemas de ósmosis inversa gozan de medios de filtración de múltiples etapas (además de la membrana), tales como el carbón activado, que elimina el cloro y ciertos pesticidas del agua.